Vencejos marrones en la noche, por ALISA DE TREVI – #relatos

D         Pinto,

Leo.

 

P          Tú viniste a mí

Así…

 

Desperté en mitad de la neblina del spray y, te sentí en mi corazón, pronunciando mi nombre con amor, te escuché pensando en mi mural, paladeando sus sombras y relieves. Tú no sabías que yo podía leerte, y supe que eras sincera, y crecí, como un árbol entre tus emociones, pinté como nunca antes había pintado, sin cometer ni un fallo, volqué mi alma en aquellas pintadas, quería levantar la mirada, dejar los botes y buscarte, pero no podía, una multitud me observaba; así que continué mezclando colores, luces, formas, dejando que mi mano fluyera, sola, al compás de tu latido, y al acabar, entre los aplausos de primaria y sexto grado… te vi: radiante, con una sonrisa que llenaba todos los poros de mi piel. Cuando pasé por tu lado, me saludaste, felicitándome, y en tus ojos, de un mar imposible, pude verme: volando. Allí mismo nos encontramos; allí mismo repintamos juntos aquel mural después de seis años.

Aún puedo sentir tu respiración sobre la mía, tu calor en mi pecho me canta que aún no te has ido, que sigues a mi lado en la cama, conmigo; cierro los ojos arrastrando por mi cara las sábanas, son tu pelo, moreno, un río negro acariciando de nuevo mis mejillas; hundo mi nariz en tu cuello que ahora son solo plumas, pero tu almohada no me devuelve tus gemidos; me desvela la ausencia de tus besos, salgo de ruta por Valencia, a cicatrizar sus calles con tu huella, y agito el spray como si con mi fuerza fueras a salir de la botella, y sangro corazones sobre la acera, y lloro en tinta, como solo tú comprendías; el aire está caliente, y yo tiemblo, de pie, inerte; necesito sentirte, aprieto mis labios sobre el metal del bote: tus labios, beso tus labios, ahora fríos, están muertos, pero siguen siendo tus labios; te siento, este calor en mi pecho, sé que me estás devolviendo el beso, sonrío, porque estás conmigo, tú sabes a lo que me refiero cuando digo esto.

Ya han pasado 229 días. Doscientos veintinueve días desde que un asesino nos quitó la vida.

 

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

Alisa De Trevi

Alisa De Trevi Ha publicado 21 entradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *