Tiempos muertos – por ÁLVARO MÁRQUEZ

Tiempos muertos no lo son, son tiempos de reflexión, de análisis y borrar borrones, y líneas feas y cuentas de suma y sigue. De hospitales de campaña surgidos en un segundo, que como surgen se aguantan, que el temple no es sólo Orden ni plástico para fachadas, que es actitud, y es sobre todo una suerte de tesón.

Tiempos muertos no lo son cuando la vida se impone y se empeña en obsequiarte con recuerdos a diario, reverdece el viejo tiesto y vuelve el pantalán a ser del barquero, recupera su nombre la isla en el centro de la bahía y todo cobra su inicial sentido. Al final todo lo adiabático se prefiere reversible.

Tiempos muertos no lo son, pues que el tiempo no se para es el concepto, es la noción.

 

Álvaro Márquez

Álvaro Márquez Ha publicado 45 entradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *