PROY. EMOTIONAGE Micrografía n- 95 – “Sabores que matan”

Con unos pocos y precisos cortes de su reluciente cuchillo, Hishi Nintai acababa de preparar su último fugu en un exclusivo restaurante en Tokio. En su larga y exitosa carrera de cocinera de fugu, nunca había tenido un accidente mortal. Saliendo del restaurante casi chocó con una camilla de ambulancia en la cual estaba tumbado un cliente. Aquella espina de fugu que se le pegó en la garganta no le permitía respirar. Cada vez que intentaba inspirar, era como si algo del Universo entrara en él. Cuando espiraba, aquel algo y mucha alma suya, salía gritando como una ofrenda al Universo.

Hishi Nintai, habiendo entendido la razón de tanto sufrimiento, se ensimismó satisfecha y serena en su gabardina y continuó andando hacia su casa, pensando en sus vacaciones en Europa… el silencio nunca está vacío, hasta cuando nos ahogamos en un vaso de agua.

Autor de la imagen – Susana Blasco

Autor del micro-relato – Giuseppe Satriani

 

Las dos Castillas

Las dos Castillas Ha publicado 2838 entradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *