Me lo dijo el sur, por JAVIER PECES #escritos

Recorrí las larguísimas rectas de La Mancha con un solo fin: pisar de nuevo la tierra de mis mayores y descubrir por vez enésima las delicias y los rigores de la vieja Andalucía. La encontré hambrienta de futuro, harta de quienes aprovechan un contactillo aquí para hacer un negociete allá. Supuse que estaba cansada y respeté su somnolencia. Marché en busca de su consorte, mi antiguo amigo el Sur.

El Sur me dijo cosas parecidas. Que la gente corriente sigue teniendo hambre, y que los notables cometen los mismos excesos de antaño. Que el baile y el cante no paran. Más quisiera la gente encontrarse de cara con un trabajo y tener poco tiempo para tocar las palmas. Que se siguen creyendo las canciones de santos y difuntos, de pasos y capirotes. Fiarlo todo a seres superiores va bien para el turismo, pero mal para salir de la miseria.  

Que seguimos mirando hacia otro lado, por miedo a que se suban los contrarios al vellocino de oro. El carro que recorre los parajes haciendo como que reparte, pero acaba esquilmando a la mínima ocasión. En pérdida de tiempo se convierte cualquier iniciativa si la mala fortuna se fija en ella. Miles y miles de buenas ideas deambulan por los interminables pasillos de la burocracia mal entendida, peor diseñada y fatalmente ejecutada.

También me dijo el sur que la cocinera no ha perdido facultades. Que puedo persistir en el empeño de alimentarme de chocos, acedías y langostinos sin que se resienta mi paladar. Que cada lugar es delicioso y que cada delicia sigue en su lugar. Ha subido la cesta de la compra pero, qué diantre, un día es un día y pasará mucho tiempo antes de que pueda retornar. Con mi agosto hacen ellos el suyo.

Un aviso me dio para navegantes. Empeña tu futuro, tu palabra y tus actos en mil empresas, posibles e imposibles. Surca los mares y los cielos. Visita lugares exóticos, prácticos, terapéuticos o de cualquier otra índole. Ve donde quieras cuando te apetezca. Pero no tengas duda de una cosa: aquí en Andalucía está tu destino final. Cuanto menos lo alargues, más fructífero será tu periplo definitivo hacia el Sur.  

 

20160810_170153

Javier Peces

Javier Peces Ha publicado 35 entradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *