Entre estaciones, por RAFAEL DE LA TORRE – #escritos

Tiempo hace que esperaba la llegada del otoño harta de los calores del sol, de los gritos de los niños, de verbenas, barracas, playas y piscinas, de barbacoas, sardinas y churrascos, de días interminables y noches de  horas insuficientes y calor excesivo..

Con un café en la mano frente a la ventana cubierta de gotas deslizantes y  protegida del frío bajo una bata de lana y un chándal morado observo a los árboles sin pájaros. ¿A dónde habrán ido? Me da lo mismo. Ha llegado la época cuando puedo por fin meditar, reunirme con mis sueños y mis locuras, sentirme completa sin echar en falta esos trocitos de mí que exigen el almuerzo a la una y media o un vaso de agua a cualquier hora, ser en mi soledad mi compañía.

Benditos profesores, bendito karate, bendito coro, adorada natación. A ellos debo mi goce, mi placer casi obsceno por escondido y antisocial. Mientras el mundo retiene cautivos a mis hijos de nueve de la mañana a siete de la tarde, esa sensación de aislamiento acumulado taza a taza a lo largo de la semana me convierte en una mujer feliz.

Lástima que pronto después llegará la Navidad.

 

12027635_10206518312029867_6239220539640193437_n

Rafael de la Torre

Rafael de la Torre Ha publicado 85 entradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *