En el jardín con El Hombre Dorado

hombre dorado4

 

Tras el canto de unos mirlos ha salido El Hombre Dorado al jardín. Con elegancia ha abierto la puerta corredera de cristal. Su mirada se ha posado en el cortacésped. Se ha acercado a él y lo ha cogido con sus manos tal como se le puede ver en la foto. Empuja el artilugio sin encender. No me atrevo a enseñarle, puede que huya al oír el estruendo de la máquina. Le he preguntado su nombre y ha contestado, arrastrando sílabas, con acento marcado del este: “Hom bre Do ra do”. Parece educado. Simpático, no. Nada. Todavía sigue empujando el cortacésped…

Foto: HUMBERTO YBARRA

Las dos Castillas

Las dos Castillas Ha publicado 2756 entradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *