Dos cuentos cortos antológicos: sueño y realidad – por PEDRO PABLO MIRALLES

Hace tiempo aprendí de la mano del gran mexicano Carlos Fuentes (1921/2012), al que después tuve la suerte de conocer, que probablemente a su parecer el cuento más corto de la literatura en castellano, es el tan conocido que en su día escribió el hondureño/guatemalteco/mexicano Augusto (Tito) Monterroso (1921/2003), que transcribo integro a continuación: “Cuando desperté, el dinosaurio seguía allí”. Se trata realmente de una auténtica genialidad que ha dado mucho que hablar y escribir.

Y también Carlos Fuentes dijo que, en su opinión, probablemente el cuento más breve de la literatura en lengua inglesa es el siguiente de Samuel Taylor Coleridge (1772/1834), que también transcribo integro a continuación y no es tan conocido como el anterior: “Si al despertar tengo en la mano la rosa con la cual soñé, entonces ¿qué?”. Este es para mí algo maravilloso, una historia infinita y bonita donde las haya del que en más de una ocasión se ocupó Borges (1899/1986).

Soñar, despertar, transcurso del tiempo y, para terminar, una pregunta de alguna manera implícita en Monterroso y muy explícita en Taylor. Parecida estructura en los dos cuentos de épocas tan distintas y culturas tan distantes. Como sobre gustos no hay nada escrito, el dinosaurio de Monterroso me resulta algo duro, me incomoda y molesta la permanencia de ese bicharraco, me da algo de miedo. Por el contrario, el cuento de Taylor Coleridge, el sueño, el despertar, la rosa que ahí está, me resulta tierno, humano, soñar en positivo y una pregunta muy terrenal a la que el lector tiene que saber dar una respuesta o aprender a darla y que, en cualquier caso, pienso yo, será maravillosa.

 

Pedro Pablo Miralles

Pedro Pablo Miralles Ha publicado 183 entradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *