Bendita ingenuidad, por GUILLERMO URBIZU #poesía

Me da igual el poema
(no me da igual, pero sabéis a lo que me refiero.)
Primero Dios
y excavar hoy los cimientos del alma.
Apartar todas esas toneladas
de escoria, todo ese peso
que se ha ido acumulando con el Yo.
Quitar de mi vida la obsesión por el tiempo y las cosas.

¿Poeta? No, un hombre. O mejor, un niño.
O mejor aún, esa emoción desnuda
que deja el amor en el alma.

Quiero ser un hombre,
y el arcano de una gran mujer,
y un adolescente leyendo en soledad,
y el anciano al que sólo le queda el sol y su niñez.

No tengo miedo a parecer ingenuo,
de hecho creo es lo que prefiero ser.
(Abomino de la malicia
y ese desdén por los demás).

Lo que deseo es el cariño.
Lo que deseo es que el que me lea me quiera.
¿Ingenuo? Pues muy bien. ¿Y qué?
¡Bendita ingenuidad la mía!
Aspiro a lo más excelso de todo.
Aspiro a la sencillez más sublime.

Sé que la poesía es el abrazo
en el que yo soy más feliz.

 

11009345_10205590244546869_2184652569553484575_n

Guillermo Urbizu

Guillermo Urbizu Ha publicado 39 entradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *