Los amores de Will (CXI): ten piedad de mí y desea que sea renovado

Shakespeare continúa humillándose y pidiendo perdón por una falta que no sabemos cuál es. En este caso va más allá y refiere infecciones y curas, por lo que podemos deducir que ha cogido alguna enfermedad de transmisión sexual, probablemente en un burdel. En el pecado está la penitencia, se podría decir. Resulta curioso que culpa…

Reentrada en la atmósfera, por PABLO RODRÍGUEZ CANFRANC #poesía

tanto tiempo orbitando alrededor del planeta tantas vueltas desde la estación espacial – sobre los mosaicos de luces que veía abajo llamé desde el módulo orbital a la Tierra – ya nadie contestaba en control línea muerta vuelta tras vuelta – ¿hay alguien allá? decidí bajar – volver a la bola inmensa a mis pies…

Los amores de Will (CX): las peores relaciones han demostrado que eres mi mejor amor

Continúa el tema del soneto anterior, el de la posible infidelidad de Shakespeare y el retorno a su verdadero amor. Algunos comentaristas ven una alusión velada a su condición de actor, una profesión de poca reputación en la época isabelina, y a su deseo de haber nacido de mejor cuna. A pesar de ser protegido…

Ciudad sagrada, por PABLO RODRÍGUEZ CANFRANC #soneto

Después del seísmo despertó en ruinas el orgullo de la ciudad sagrada; en trozos quedó la victoria alada antes temor de las polis vecinas. Enterraron todos los estandartes entre los cascotes desperdigados de lo que un día fueron los tejados del templo de la diosa de las artes. Y finalmente, serenos partieron, siguiendo al sol…

Los amores de Will (CIX): nunca digas que fui falso de corazón

Este soneto inicia una serie sobre la separación entre el bardo y su joven amante. Parece que ahora Shakespeare se defiende de acusaciones de infidelidad tras una separación (“Though absence seemed my flame to qualify”), insistiendo en su devoción por las virtudes de su amor. Los dos últimos versos suponen una declaración absoluta de amor…

Bentley, por PABLO RODRÍGUEZ CANFRANC #poesía

Y pude ver a una chica italiana posando para una fotografía ante el amplio y suntuoso escaparate del concesionario de coches Bentley de la calle de Alcalá con Velázquez. Y quise pararme para decirle que también esas máquinas británicas un día conocerán el declive, que todo el brillo y la ostentación exhibidos por esos imponentes…

Los amores de Will (CVI): todas sus alabanzas no son sino profecías prefigurándote

Curioso juego temporal que realiza este soneto: las crónicas de tiempos pasados, que describen la belleza de caballeros y damas, no hacen sino anticipar, o describir prematuramente, la belleza del joven. Los autores de la antiguedad ya preveían que llegaría una persona de la mayor belleza y valía, a juicio de Shakespeare. Sonnet CVI When…

Los amores de Will (CV): todas sus alabanzas no son sino profecías prefigurándote

Algunos autores ven cierto posible sacrilegio en este soneto al comparar el poeta a su amado con la Santísima Trinidad (tres en uno), cuando habla de él como bello, generoso y fiel. Yo francamente no veo esa comparación clara y creo que no son más que halagos sin más importancia. No sabemos si realmente diferencia…

Los amores de Will (CIV): para mí, hermoso amigo, nunca podrás ser viejo

Este soneto genera controversia entre los expertos porque da pistas sobre el alcance temporal de la relación entre Shakespeare y el joven. Hace alusión a tres años de encuentros y desencuentros entre ellos, que los eruditos intentan fechar a través de la numerología, muy en boga en la época en que fueron escritos. Pero a…

Los amores de Will (CIII): mis versos no tienen otro cometido que tus gracias y virtudes difundir

Shakespeare se degrada aún más que en sonetos anteriores afirmando que sus versos no añaden nada a las gracias del joven y que incluso pueden empeorarlas. Por supuesto, siempre sospechamos que es un mero ejercicio estilístico y que él está absolutamente convencido de la calidad de su poesía. Prueba de ello es que ésta ha…

Los amores de Will ( XCIX): dónde robaste lo dulce de tu aroma, si no es del aliento de mi amado

Interesante este poema dedicado al robo por parte del mundo vegetal. Parece ser que todas las flores han robado alguna virtud o cualidad física del joven (color, cabello, aroma, aliento…) y el poeta las reprende por ello. La naturaleza usurpa sus bondades. Existe una teoría numerológica que afirma que este soneto hace alusión al año…

Los amores de Will (XCVII): estando tú fuera hasta los pájaros enmudecen

Precioso este soneto, que abre una pequeña serie de tres sobre la ausencia y la separación. El autor establece una comparación muy visual entre el invierno (la separación de su amante) y la primavera-otoño (épocas fructíferas), en que está con él. A pesar de la tempestad que hemos podido leer en sonetos recientes, ahora el…

Los amores de Will (XCVI): a cuántos admiradores podrías engatusar si llegases a utilizar toda la fuerza de tu poder

Finaliza aquí la miniserie de sonetos (del 91 al 96) en los que el poeta recrimina a su joven amante. A pesar de los elogios, las puyas son evidentes, aunque quizá más leves que en los anteriores. Shakespeare se ha distanciado algo de la situación, observándola como si fuera una tercera persona. Le pide a…

Sin respuesta, por PABLO RODRÍGUEZ CANFRANC

“…cuando despierto imploro dormir de nuevo” William Shakespeare La tempestad Retorno del sueño al silencio oscuro de la habitación, sientiendo la arena entre los músculos y mariposas negras dentro del pecho. No resuena el consuelo de la lluvia repiqueteando tan monótona en el patio interior y construyendo refugio de nostalgia. La noche larga, pedregosa y…

Los amores de Will (XCV): en cuánta dulzura se envuelven tus pecados

Shakespeare continúa criticando al joven, aunque ahora más dulcemente, por lo menos en apariencia, aunque probablemente los versos vayan con doble sentido. Sonnet XCV How sweet and lovely dost thou make the shame Which, like a canker in the fragrant rose, Doth spot the beauty of thy budding name! O! in what sweets dost thou…

Los amores de Will (XCIII): la historia de la falsedad de corazón está escrita en los estados de ánimo

Siguen las dudas de poemas anteriores sobre la fidelidad del joven. En este caso, Shakespeare se pregunta cómo alguien puede ser otro del que representa ser y traicionarle, como piensa que hace su amante. Le sigue alabando y ensalzando como siempre, pero la puntilla retórica se la clava bien. Sonnet XCIII So shall I live,…