Arte abstracto – por RAFAEL DE LA TORRE

De un certero bocado le arrebató el pincel. Lo mordió hasta reducirlo a astillas guiado por la venganza y, con sus patas traseras como si fuera un asno,  coceó el caballete hasta derribarlo. No satisfecho con ello, orinó encima del retrato, nada más, pues como mastín con pedigrí siempre hacía sus necesidades fuera.

Carmelo, sorprendido, debate su mirada entre el perro iracundo y acrobático y su mano milagrosamente intacta y desarmada. El animal sale al jardín con restos de pintura en el morro y el pintor cierra la puerta del taller para continuar su obra sin molestias. Nunca más decorará la escudilla de Sultán sin consultarle.

 

img_por_que_mi_perro_tiene_5_dedos_en_las_patas_traseras_6090_600

Rafael de la Torre

Rafael de la Torre Ha publicado 85 entradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *