AMAR-rado – por FERNADO REVIRIEGO

El día que una ola salte más de lo previsto me amarraré a tu pierna con fuerza, justo a la altura de la faltriquera. Te amarraré como si tuviera garras. Para no soltarte, ni perderte, ni perderme. Recuerdo que algo así debía o quería decirte con mi lengua de trapo y tú reías. Yo cerraba los ojos confiando en tus manos grandes y calientes. Pero hace años que no saltamos olas y el mar está casi quedo e inmóvil. Tampoco he vuelto a oír tu risa. Ni tus manos son grandes ni calientes sino huesudas y frías. Ni siquiera me reconoces.. pero yo sigo aquí junto a ti, nosotros, junto a este mar, tu mar, nuestra mar. Amarrados.

 

Fernando Reviriego

Fernando Reviriego Ha publicado 26 entradas.

One comment

  1. Querido amigo Reviriego, mucho da que pensar tu texto AMAR-rado y por ello te felicito en este mar de olas, con manos y sin garras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *